En Cataluña las parejas de hecho se han equiparado a los matrimonios en la mayoría de los aspectos. Los únicos puntos es discordia son, prácticamente, la imposibilidad de hacer la declaración de la renta conjunta y el difícil acceso a la pensión de viudedad en el caso que uno de los convivientes fallezca. La cuestión de la pensión de viudedad llegó al Tribunal Constitucional por considerar que las parejas de unas comunidades autónomas podrían acceder más fácilmente a dicha pensión y, por lo tanto, el Tribunal Constitucional trató de homologar la...